Opinión

Había una vez una editora de videojuegos llamada Activision que en el año 1979 empezó a desarrollar cartuchos para la legendaria consola Atari 2600. Actualmente se llama Activision Blizzard, y distribuye en todo el mundo la saga Call of Duty, la cual ha vendido 400 mil millones de unidades en consola y tres unidades en PC. También tienen en su haber Guitar Hero, uno de los grandes éxitos de consola.

Seguramente habréis leído esta frase en multitud de foros o páginas de videojuegos cuando sale el tema de la piratería. No hay noticia o artículo sobre este tema que no tenga un comentario con esa frase, generalmente acompañada del insulto correspondiente. En mi opinión, frases como esta, y muchas otras, enmascaran la realidad del pirateo: la caradura.

La nostalgia es algo que se acrecienta a medida que nos vamos haciendo mayores. Nos acordamos de lo bueno y lo añoramos, sabiendo que el paso inexorable del tiempo impedirá que volvamos a sentir sensaciones similares a las que vivimos en el pasado. Las sensaciones buenas, que son las que preferimos recordar, intentando dejar de lado las que no fueron tan positivas. Los videojuegos no se quedan al margen de esta nostalgia, y eso que son un medio muy joven en comparación a otras formas de expresión artística.

La desaparición de grandes compañías que realizaron obras maestras del videojuego aumentan la sensación de que cualquier tiempo pasado fue mejor, algo que se puede leer con cierta frecuencia, aunque no sea más que una generalización. Así pues vamos a debatir un poco acerca de este tema en un sitio donde veneramos a muchos de los juegos clásicos de hace más de una década.

Cuando redacté la famosa Teoría del 97, jamás pasó por mi mente que una empresa de videojuegos tan importante como UBI Soft estaría de acuerdo con ella. Bueno, en parte sí lo pensaba, al fin y al cabo estas grandes empresas se basan en esta teoría para sus estudios de mercado y la venta de sus productos, pero no creía que pudieran reconocerlo públicamente.

Fue un día jugando a la versión de prueba de World of Warcraft. Estaba dándome un paseo por sus paisajes, sin hacer que mi personaje corriera, y un amigo me dijo: ¨por un momento, creía que eras la máquina ¿Por qué caminas? Puedes correr¨. Y yo respondí: ¨Por la inmersión¨. Muchas veces no nos lo planteamos, pero al igual que cada uno tiene sus reflejos, materia gris y tiempo de juego disponible, también tiene su ritmo. Para esto último, entre otras cosas, existe un comando que muchas veces infravaloramos y hasta ignoramos: la tecla o el botón de caminar.