Opinión

Al peo, Eidos

 

De ZylonBane

KennyHace unos días un tipo de Ubi Soft llamado Michael Splatter decía que no iban a sacar End War para PC al mismo tiempo que para consola porque, según él, afectaría a las ventas de la versión de consola. Su razonamiento parece lógico. Como en PC el pirateo es tan brutal, si lo lanzan al mismo tiempo que las demás versiones, la gente se lanzaría a por la versión pirateada de PC en vez de comprar las de consola. Así que lo lanzarán más tarde para evitar este problema. Para el señor Splatter, la piratería está matando al PC, que muere más veces que Kenny, de South Park.

En principio suena muy lógico, sí, lo malo es que a veces la lógica se pierde cuando leemos que Fallout 3 ya está disponible para descarga en las redes P2P tres semanas antes de que salga al mercado. Y adivinen cuál es la versión que se puede piratear desde ya. Pues no, no es la de PC, es la de Xbox 360. Así que ahora los usuarios de PC que tengan una consola Xbox 360, no tendrán que comprar Fallout 3 PC si no quieren, ya que podrán jugarlo de manera gratuita en su flamante consola Xbox 360 Tres Luces. ¿La piratería está matando a la Xbox también?.

Hay desarrolladoras y editoras que tienen una cara tan dura que asusta. Uno ya no sabe si es por tener el rostro de hormigón o porque conocen a la perfección la teoría del 97 y nos toman por gilipollas, pero ahora va a resultar que a los nenes no les gusta el mercado de segunda mano de videojuegos porque, dicen, son ingresos que dejan de percibir. Primero fue Electronic Arts, cómo no, la que hacía comentarios al respecto. De hecho su política con el DRM afecta bastante a la venta de juegos usados. Ahora le toca el turno a Bungie, los creadores de la inolvidable saga Myth y también de la saga más "hypeada" de todos los tiempos; Halo.

Marc O'Donell, técnico de dicha compañía, ha dicho que es difícil saber cuanto dejan de ganar por las ventas de segunda mano, pero seguro que es mucho. Para O'Donell, el creador de una obra debería tener derecho a percibir ingresos por las ventas. Y eso está muy bien, recibir ingresos por las ventas, pero no recibir dinero más de una vez por cada venta, que parece ser lo que pretende el colega. O sea, que si me compro un juego, pago por él y cuando ya lo he acabado lo quiero vender en eBay o donde sea... ¿tendría que dar dinero a la editora?. Hay que ser jetas para decir una estupidez semejante. Una cosa es que se quejen de la piratería, pero que lloren porque un usuario legal no pueda recuperar parte del dinero que ha pagado por un juego vendiéndolo de segunda mano es surrealista.

Voy a dejar claro que a mí la piratería me parece una cabronada. Y me estoy refiriendo a la piratería de videojuegos, es decir, el único tipo de piratería que no se beneficia del llamado Canon Digital. Como los videojuegos son software y la Ley de la Propiedad Intelectual no contempla la copia privada para el software, quien se compre un DVD para copiarse la última versión del Autocad o el Spore, mismamente, estará dando dinero a las entidades gestoras de derechos de autor, pero no a nadie relacionado con el software. O sea, que quien piratea Spore, estará dándole la pasta del Canon a Ramoncín y su tropa en vez de a Electronic Arts. Lo malo es que no se puede saber qué es peor. La piratería no se puede excusar en nada. Hay muchas razones para explicar el por qué la gente piratea, pero todo el mundo tiene derecho a vender lo que crea oportuno y que las leyes protejan ese derecho.

Ahora bien, dicho esto, lo que no se puede consentir bajo ningún concepto es que quien pague los platos rotos de la piratería sea el usuario legal, el que paga por el juego en cuestión y hace que la editora se gane las castañas. Y esto es lo que está pasando con los sistema de protección que se están incluyendo en los juegos, como Securom o Starforce, entre otros. No sólo no evitan la piratería, como en el caso de Spore que ya se pirateaba antes de salir en las tiendas, si no que encima provoca incomodidades a los usuarios, cuando no problemas de hardware y software, como en el caso del Starforce (ya sólo activo en países del Este de Europa). Esto es inadmisible desde el punto de vista del sentido común y de las leyes de defensa del consumidor. El usuario legal tiene instalaciones limitadas y dificultades en la instalación en el juego que ha pagado, mientras que el usuario pirata no tiene ningún problema. Ni siquiera online, usando el Hamachi ese. Esta gilipollez de las protecciones anti copia joden al usuario legal, con los daños colaterales de afectar al mercado de segunda mano. Y aún hay presuntos redactores de pacotilla en revistas de videojuegos que defienden estas medidas pensando que así se conseguirán vender más videojuegos.

Fallout 3Bethesda está en plena campaña de marketing de Fallout 3 desde ya hace algún tiempo. Apoyada por Microsoft y Sony, por supuesto, para que los medios sigan su juego. Pero a pesar de esta presión mediática, algunos comentarios acerca de Fallout 3 no son todo lo positivos que esperaban, y claro, Peter Hines intenta que los comentarios negativos no afecten a las ventas, no vaya a ser que después de todo lo que han invertido no logren que sea un bombazo.El amigo Peter comenta que la libertad de expresión mola mucho y que él no es nadie para juzgar si con treinta minutos de juego es suficiente para hacer una crítica negativa de Fallout 3, que es el tiempo que han podido probarlo los medios acreditados en el E3. También insta a los jugadores a probar el juego y juzgarlo por sí mismos.

No es listo ni nada. Teniendo en cuenta que Fallout 3 no tendrá demo, ¿cómo se puede probar para tener una opinión propia?. Comprándolo, a no ser que esté incitando a la gente a que se lo baje del P2P. Y claro, una vez que lo has comprado, se la trae floja lo que puedas opinar porque ya has soltado la pasta. Compren, y luego opinen, pero no hagan caso a esos sucios comunistas que no se han dejado llevar por el puto "hype". Sin embargo, Peter Hines no dice nada de los comentarios excesivamente positivos de Fallout 3 después de haber probado esos mismos treinta minutos. En Meristation, por ejemplo, lo definen como el mejor juego de rol de la historia. Si en treinta minutos uno ya puede decir que es el mejor de la historia, tiene que ser la leche en verso, lo nunca visto. A no ser que el redactor en cuestión se haya dejado llevar por un exceso de entusiasmo o se haya dejado querer por la editora. Y eso por no decir nada de los que hablan del VATS como de un sistema de combate por turnos, algo que por delicadeza no pienso calificar.